Especial: Liga de Cuba

Los naranjas de Villa Clara, el más grande, lejos...

Con motivo del cotejo histórico que enfrentará a Cuba con Estados Unidos, en el Pedro Marrero de La Habana, en el marco de las Eliminatorias para Sudáfrica 2010, nada mejor que repasar un poco de la historia del fútbol cubano. Un fútbol amateur, lejos de los flashes y de la plata fácil de estos días. Se viene Alain Cervantes vs. Landon Donovan, y nada mejor que conocer de qué habla Cuba cuando habla de fútbol.

Según cuentan los historiadores, el fobal se comenzó a practicar en "la Isla de la Juventud" el 11 de diciembre de 1911. El partido entre Hatuey y Rovers en el Campo de Palatino (que ya no existe) dio el puntapié inicial a la práctica del hermano menor del baseball y el primo lejano del boxeo (?).
El match contó con el arbitraje de R. W. Forrester y terminó con victoria del Rovers por un gol a cero, tanto marcado por el capitán Jack C. Orr que de hecho se convirtió en el primer gol anotado oficialmente en el fútbol de Cuba.
Pero todo indica que la organización se venía cocinando tiempo antes. Cuatro años, para ser más precisos. En 1907 se había formado una institución deportiva bajo el nombre de Federación de Football Asociation de Cuba, una mezcla entre nativos amantes del deporte e ingleses apropiadores de tierras.

La lista de campeones nacionales se inicia en 1912 y justamente Rovers AC fue quien se consagró por primera vez, dejando para el año siguiente el primer título de su rival de toda la vida (?) Hatuey. Para 1914, con otro éxito del Rovers, la Isla ya tenía su primer bicampeón y el último certamen con dominio gringo. Hispano América (La Habana) tuvo el tupé de plantarse ante los lectores de Shakespeare y ganó 4 títulos desde 1915 hasta 1921, compartiendo cartel con La Habana FC y FC Iberia (La Habana). Como se puede ver, la capital centralizaba el poderío futbolístico de aquella época.

Siguiendo con el marco organizativo, en 1924 se fundó la Asociación de Fútbol de Cuba, que se afiliaría a la FIFA en 1932 y a la CONCACAF recién en 1961. El 5 de junio de 1938 la selección cubana jugó su primer partido mundialista, en Francia empató con Rumania 3 a 3, para luego vencerla en un partido de repetición por 2 a 1. Días más tarde la escuadra caribeña fue vencida por Suecia por un ajustado 8 a 0, y nunca más vivió de cerca un Mundial de Fútbol.


El imponente (?) Estadio Pedro Marrero (La Habana).


La historia cubana nos lleva hacia el golpe de Fulgencio Batista, en 1952, pero cuatro años antes algo empezaba a surgir y era nada menos que la efímera Liga Profesional, que, obviamente, tenía que contar con presencia argentina. La huelga del ’48 en el fútbol argentino, hizo que muchos compatriotas salgan disparados hacia otras latitudes. Muchos eligieron Colombia, por ejemplo, mientras otros, pocos, terminaron en Cuba.
Amadeo Colángelo, un volante habilidoso que llegó a jugar en Boca Juniors, dicen que fue el mejor de los argentinos que pasó por allí, mostrando su dominio del balón en el Centro Gallego, allá por comienzos de la década del '50.

Acá también vale la pena hacer una mención que suele surgir cuando el amateurismo le da lugar al profesionalismo en diferentes puntos de América: el listado de campeones de Cuba no tiene en cuenta los títulos logrados entre 1948 y 1953. Mientras que para aquellos que cuentan las andanzas de Boby Maduro (algo así como un empresario de la actualidad y CEO (?) de la aventura profesional cubana), Puentes Grandes logró un tricampeonato, Centro Gallego obtuvo el de 1951 y Juventud Asturiana el último (1953), pero en el repaso amateur el gran campeón de ese lustro fue Deportivo San Francisco.
Punto y aparte para Boby (o Bobby) Maduro. Dicen que no solo ideó el profesionalismo, sino que también fue dueño de los Havana Cubans y luego de los Kings, de baseball. Y su gran sueño era incluir a Cuba en las Grandes Ligas. Obviamente, el estadio de baseball de Miami lleva su nombre. Un balsero de aquellos.

Los uruguayos, argentinos, haitianos y mexicanos brillaban en la incipiente Liga y cuentan que entre 25 y 30 mil personas se congregaban en el estadio Latinoamericano de La Habana, para verlos. Y hasta el Real Madrid pisó suelo caribeño para algún que otro amistoso.
Con Batista despreocupado por lo que pasaba en la Liga, sin apoyo y sin presupuesto, el sueño profesional dijo basta y mucha de la información de aquellos años se esfumó para siempre.
Después de la desaparición del fútbol profesional (más bien semiprofesional), nacieron los campeonatos provinciales y nacionales. En el estadio Pedro Marrero se jugaba un torneo donde destacaban nombres muy particulares como El Caballo de 10 de Octubre, Cucaracha de Marianao (nombre grosso si los hay), Búfalo de Plaza y muchos más.

El fútbol continuó sin pausa, salvo en dos temporadas. Tanto en 1962 como en 1971 no hubo torneo.
La década del '80 tuvo dos claros animadores: Villa Clara (campeón 1980, 81, 82, 83 y 86) y Pinar del Río (87, 88/89 y 89/90). Justamente Villa Clara, gracias a su gran desempeño en aquellos años, es el más campeón del fútbol cubano, con 10 títulos, dejando atrás a DC Gallego y FC Iberia, con 8.
En la Isla, el actual campeonato está estructurado de acuerdo con su división administrativa (juegan dieciséis equipos de catorce provincias), por lo que a simple vista uno se da cuenta de que hay zonas más accesibles que otras (no es lo mismo disputar la zona occidental A, con los equipos de La Habana, que los grupos de Cuba oriental) . Los 16 equipos se dividen en 4 grupos de 4, juegan a ida y vuelta y los ganadores de grupo clasifican a las semifinales y de allí a la final.


Las hijas de George Bush y el fútbol: con los colores del imperialismo.


En mayo último finalizó la 93º edición del Campeonato Nacional de Fútbol y el campeón, luego de 17 años de sequía, fue Cienfuegos. Según dicen, “en el mejor Campeonato Nacional que se ha celebrado a lo largo de la historia”. Geovanni Ayala, de FC Las Tunas, fue el goleador, con 22 tantos. Tras el regreso de Cuba algunos torneos internacionales de clubes (caribeños y continentales), tras casi dos décadas de ausencia, será la hora de ver a Cienfuegos desplegando su magia por el norte del continente. Y, también, será el momento de apreciar si los futbolistas prefieren escaparse hacia la Major League Soccer o seguir representando a la patria revolucionaria.


[Fuentes: [1] - [2] - [3]]

Escrito por San_Felipe en jueves, septiembre 04, 2008. Etiquetas , , . Puedes seguir cualquier respuesta a esta entrada mediante el RSS 2.0. Puedes dejar una respuesta o trackback a esta entrada

10 comentarios for "Especial: Liga de Cuba"

  1. groso el cienfuegos, ya vimos en la concachampions las victorias del joe public y del tauro sobre equipos yanquis, esperemos ver algo igual a nivel seleccion

  2. otro extracto de los chats que supimos conseguir

    ticespor: Cucaracha de Marianao
    quedará en la historia ese nombre

    Javier: jajajajaja
    la cucaraaacha la cucaraaachá, suena en la voz del estadio

    ticespor: soyyyyy del cuca!
    y el rival poniendo banderas de raid (?)

    Javier: jajaja
    al grande le puse cuca
    rezaba el trapo
    al lado estaba dios

    ticespor: ni una bomba atomica podra separarnos

  3. En la popu del Cienfuegos hay una bandera que dice: "Voy bien, Camilo?"

  4. MARCELO ARAUJO 3:47 p.m.

    LA VERDAD Q TODO ESTO DEL FUTBOL CUBANO ME LO PASO POR LAS PELOTAS.

  5. Cucaracha de Mariano...cuanta magia

  6. che, entren al sitio de fox sports de latinoamérica y busquen la copa de "campiones" en la solapa de fútbol

  7. perdón, en la página de fox sports en español

  8. jajja no lo tenia a esto. me parce barbaro, aguante los cubanos!!
    saludos y visiten www.enlatribuna.com.ar

  9. floyd felagund 12:44 a.m.

    San_Felipe te amé (?)

  10. Anónimo 11:02 p.m.

    Hi thеrе, for all time і
    usеd to check web site posts heге in
    the eaгly hours іn thе dawn, as i
    love to lеaгn moгe and moге.


    Feеl freе tο suгf to my web blοg;
    http://winnipegimmigrantnetwork.ca/members-2/brandielk/activity/171879

¡Dejá tu comentario!

IMPORTANTE: Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de las sanciones legales que correspondan. Si un usuario incluye en sus mensajes algún comentario inapropiado, el mismo será eliminado.