El deporte en la pantalla grande

[Pastor, corresponsal EE.UU.-] Graeme Obree vivía en un pueblo en Escocia, amante del ciclismo desde pequeño supo competir cuando era jóven y tenía un negocio de accesorios de bicicletas (con el que le iba mal). Además trabajaba de courier, andando en bicicleta obvio. Un día se le ocurre algo y empieza a fabricar una bicicleta unortodoxa con el objetivo de batir el récord mundial de una hora en pista.

Mas o menos eso es de lo que pense que se trataba "The Flying Scotsman", y me sorprendió gratamente porque la primera hora pasa rápido y en la segunda vemos como la Federación que reune a los ciclistas alrededor del mundo le quiere serruchar el piso porque el flaco era un "Don nadie", con una bicicleta que costaba $50 (?) y armada por él. También vienen a primer plano los problemas que tuvo y que hicieron que se suba a una bicicleta.
Del uno al diez, se merece "8 Pastores" (?) porque me re cabió. El momento cumbre (?) es cuando le dicen que la distancia entre asiento y manubrio tiene que ser de 5 cm y como no daba, el flaco caza una sierra y lo corta ahí nomás (es obvio que no es el momento cumbre pero es buenisimo (?)).

Escrito por San_Felipe en sábado, septiembre 22, 2007. Etiquetas , . Puedes seguir cualquier respuesta a esta entrada mediante el RSS 2.0. Puedes dejar una respuesta o trackback a esta entrada

0 comentarios for "El deporte en la pantalla grande"

¡Dejá tu comentario!

IMPORTANTE: Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de las sanciones legales que correspondan. Si un usuario incluye en sus mensajes algún comentario inapropiado, el mismo será eliminado.