Una carrera que va set abajo

Lo admito, y sin tapujos. Siempre admiré el juego de Guillermo Coria. Un cuerpo pequeño con una muñeca enorme, unos tiros sutíles y brillantes y una ambición deportiva que solo se detuvo al llegar a la última estación parisina, son solo algunos motivos para sostener aquella afirmación. Es muy difícil no admirar a los habilidosos, sea el deporte que sea, y Guillermo es uno de ellos.
Su regreso a los courts, tras 13 meses de ostracismo, fue esperanzador. De Guillermo se espera que vuelva a ser aquél jugador distinto, se confía en su juventud, en saber que no se pudo olvidar de como se juega al tenis. Pero fuertes dolores en la espalda lo hicieron abandonar ante Juan Pablo Brzezicki, en la primera ronda de la Copa Petrobras -Belo Horizonte-, y los nubarrones volvieron a tapar un cielo que ya no encuentra demasiados resquicios celestes.
¿Cuál es su futuro?. Dicen que todavía se guarda algunos cartuchos para el circuito de challengers patrocinados por la empresa petrolera. Pero no hay nada claro ni en su pasado reciente, ni en su presente, así que resulta complicado hacer premoniciones. "Coria fue un jugador muy interesante, pero desgraciadamente no supo mejorar el físico, que es algo que siempre se puede mejorar", sostuvo el rumano Ion Tiriac. Y varios piensan como él. Cuando la cabeza, el físico y el juego no van de la mano, todo se hace cuesta arriba. La actitud positiva que demuestra ante el periodismo no se refleja en la cancha, su cuerpo sigue dando señales de alarma y su saque ya es un karma que parece transformarse en crónico -un combo ideal para que sus detractores anuncien el final de su carrera-.

Cuando perdió aquella final de Roland Garros frente a Gastón Gaudio muchos creían que Willy iba a tener varias oportunidades para poder hacer realidad el sueño de su infancia. Pero ciertas cosas se combinaron para que ello no sea posible: los motivos citados previamente y la explosión definitiva de Rafael Nadal no ayudaron demasiado. El tren pasó una vez y la historia no tuvo un final feliz.
Coria está jugando sus últimas cartas con algo que no abunda mucho en la sociedad contempóranea: dignidad. El tiempo dirá si sus últimos grandes pincelazos quedarán guardados en algún rincón de 2005, o si dentro de su perfil deberá incluirse una vuelta histórica. Por condiciones y por el esfuerzo demostrado, prefiero quedarme con la segunda opción.

Escrito por San_Felipe en jueves, octubre 25, 2007. Etiquetas , . Puedes seguir cualquier respuesta a esta entrada mediante el RSS 2.0. Puedes dejar una respuesta o trackback a esta entrada

9 comentarios for "Una carrera que va set abajo"

  1. Agustín 6:05 p.m.

    De haberse tratado de mi historia, para mí si tiene un final feliz: Coria tiene como 7 palos verdes en el banco.
    El tenis es eso, aprovechar los buenos momentos para levantar la mayor plata posible. La gloria tenística es solo para algunos que se cuentan con los dedos de la mano, el sentido de equipo para unos pocos, y el compañerismo para ninguno. Eso es el "deporte blanco" en esencia. Muchos tenistas han declarado "cuando entro a la cancha, solo pienso en que el otro puede robarse mi plata". Los tenistas recaudan y adiós, se dedican a otra cosa (Nalbandián -aunque no se retiró, pero el tenis le importa poco-, Kafelnikov -jugador profesional de poker-, Kournikova, etc).

  2. Anónimo 6:17 p.m.

    es una lastima que se haya perdido un jugador como esta, una gran lastima.
    Y se perdio simplemente porque tuvo mucha mala suerte, saludos
    WWW.SHOWDELANOTICIA.COM

  3. agustin, no adhiero.

    si con sus 7 palos verdes en el banco estaria contento, ni intentaria volver a pasar 'verguenza publica'... se compraria un yate y daria la vuelta al mundo con su esposa.

    ni siquiera se levantaria temprano en los ultimos 3 meses a salir a entrenar... definitivamente no lo haria...

    El pibe ama el tenis, es su vida, y como es su vida y si su vida esta mal, asi lo refleja..
    como dicen que si tristelmente 'no es feliz' no puede jugar... ahi va

    creo que lo de coria ya pasa mas por un miedo escenico, generado en un 95% por la prensa argentina, exitista por naturaleza, que no puede dejar de decir que el pibe esta al borde del retiro, cuando falla en su primer intento de regreso, olvidando todas las alegrias y logros q llevo este pibe.

    salvando las distancias, a maradona no se lo mato cuando volvio 2 o 3 veces sabiendo que NO PODIA CORRER NI AL COLECTIVO y estaba pasado de peso y drogas... sin embargo 'e el die'... al demonio.

    realmente yo lo banco a coria, porque lo vi crecer en el circuto y lo vi ganar como pocos, le vi el respeto que le tenian los rivales, igualable al respeto que los que hoy salen a jugar con federer... ese 'me va a ganar' antes de empezar..

    pero es asi.. por suerte lo sigue intentando a pesar de todo, a pesar de el mismo, y no intenta retirarse a comprarse un barco con sus 7 millones de dolares y quedar como el pibe que fue finalista en rolanga, numero 3 del mundo, pero se olvido como sacar y ahi termino su carrera..


    creo que la cosa pasa por otro lado.

  4. Anónimo 7:48 p.m.

    El problema de coria es que es amargo y cagon!

  5. Anónimo 8:26 p.m.

    siempre hay algun desubicado, guille segui viejo y si no todos vamos a recordar la garra que le ponias a los partidos y ojala todo le salga bien, pregunto si alguien sabe s esta en una depresion o algo asi despues de rolanga

  6. nicolás 9:15 p.m.

    La amargura hecha persona. Tienen un frigorífico en el pecho.

  7. Mira, mas alla de que sea amargo o no, de que sepa jugar (?) o no, en la vida se dice que todo llega, y a Coria le llegó. Toda su vida, dentro del circuito y fuera de el, fue una mierda como tipo. Uno de mis mejores amigos, que supo jugar alguna vez cuando eran mas pibes con Coria, me dijo que varias veces lo vio basurear sin ningun tipo de tapujo (?) a sus rivales, recordandole cosas jodidas, como la muerte de algun ser querido. Despues parece que se profesionalizo (?) y solo recurrio a supuestas lesiones, a calambres, y a todo lo que hacen aquellos que no pueden enfrentar la realidad.
    El karma le dicen (?)

  8. Alepatagonia 9:21 a.m.

    Iba a escribir algo ... pero es basicamente lo mismo que escribio 8.

    y agrego: me parece que tener dignidad es mucho mas que levantarse a entrenar todos los dias.

    Los ultimos partidos perdidos por Coria todos fueron por abandono ... pero no se si creerle.

  9. Claro el análisis... hay que saber separar la persona del jugador. Sobradas son las voces que dicen que muchos se juntarían y armarían un fiesta si Coria dejase el tenis. Tenisticamente hablando no qeudan dudas de que es un distintos, por eso cuesta no enfrentarse a los pronósticos agoreros de su futuro.
    A mi tambien me alegraría uqe recupere la varita; esa que se le escurrió hace un par de años.

    Para los detractores abajo del amgo viene Fede Coria, categoria 1992, hermano de Guillermo. No es un distinto pero comparten la naturalidad para jugar. Ya jugó qualy de future e hizo giras por europa, asi qeu tendrán que soportar al hermano tmb :P

    Abrazo

¡Dejá tu comentario!

IMPORTANTE: Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de las sanciones legales que correspondan. Si un usuario incluye en sus mensajes algún comentario inapropiado, el mismo será eliminado.