Adiós a un grande

Dicen que cuando se nos va un gran tipo, residirá en la memoria de todos y cada uno hasta la eternidad. Algunos podrán decir que lo mejor que podría haberle pasado a Roberto Fontanarrosa era descansar de una vez por todas y dar por tierra con la incansable lucha que mantenía con su enfermedad terminal. Pero para los amantes de su humor, de su verborragia y sus escritos del fútbol, la noticia nos sucumbe hasta el fondo de nuestras almas y nos dolerá seguramente por mucho tiempo.

Tenía 62 años pero para muchos fue eterno, un verdadero símbolo de la literatura nuestra. Nació en mi ciudad y murió también aquí, algo que deseó durante toda su vida. Su amor por la pelota lo catapultó al rincón selecto de quienes hicieron verdaderamente grande a la cultura nacional. Más allá de sus banderas futbolísticas o sus ideologías, habrá que impartir el más sincero respeto para un guerrero que se nos fue. Guerrero por sus gustos futbolísticos. Por su amor incondicional al trabajo y por lo bien que lo hacía. Y, fundamentalmente, por haber peleado en una batalla cuyo final lo enaltece aún más en una vida plagada de triunfos.

Escrito por Anónimo en jueves, julio 19, 2007. Etiquetas , . Puedes seguir cualquier respuesta a esta entrada mediante el RSS 2.0. Puedes dejar una respuesta o trackback a esta entrada

12 comentarios for "Adiós a un grande"

  1. Juan Ignacio 4:51 p.m.

    Chau Negro, este mundo es un poco más feo y triste ahora.

  2. ¿Por qué hay tantos hijos de puta vivos y el Negro se fue?. Cosas que uno nunca va a entender.

    No lo conocía, más allá de por sus libros o chistes (como la gran mayoría, pero ni bien me enteré de lo que pasó me quede helado como si fuera un persona cercana.

    Algo trillada la frase pero...Negro gracias por todo, y perdón por tan poco.

  3. Una pena la muerte del Negro, aunque ahora podrá no sufrir más.
    Es por eso q el Negro se fue, la gente hija de puta vive más tiempo pero mal, la gente buena vive menos tiempo pero mejor.
    Q en paz descanse.

  4. Tenes razón SF. Aunque lo conocí más en el último tiempo, me dolió su muerte.

  5. Alepatagonia 6:24 p.m.

    Que tristeza ... aunque era medio anunciado, venia sufriendo hace un timepo. Tenia la misma enfermedad que Stephen Hawkings.

    Me voy a leer "El mundo a vivido equivocado" en su honor

    Bien Guille por este pequeño blog homenaje

  6. Un grande en serio, se lo va a extrañar.

  7. Seguramente estará en el cielo... todos los días jugando al futbol y comiendo asado con los amigos (tal como él lo definía).

  8. el principe 8:16 p.m.

    Nada nos deja más en soledad que la alegría si se va...

    Hasta siempre negro!

  9. Una cagada; no solo su muerte sino esa enfermedad hija de puta que lo privo el ultimo tiempo de ejercitar sus pasiones.

    Y algunos todavia siguen creyendo en algun dios o ser superior; si existe; es un hijo de puta el guacho, eh?

    Fontarrosa vivira por siempre no solo para los futboleros (el cuento del viejo Casale y la palomita de Poy debe emocionar hasta a los de NOB) sino para todos en general a través de Inodoro, de Boogey y de tantos cuentos, relatos y escritos varios.

    Buen post; Guille

  10. Hasta siempre maestro! Gracias por todo!

    http://doble-5.blogspot.com

  11. Un bajon sinceramente.

    Este tipo era uno de los que en verdad admiraba, desde sus cuentos hasta sus historietas, pasando por su actitud.

    Realmente, una pena. de los que podian morirse, este era el último que hubiera elegido.

  12. Dicen que la muerte de una persona es doloroza. Pero la muerte te tipazos como el no solo son dolorozas sino que nos marcan como nos marco en vida. El negro no solo fue escritor sino una persona brillante.. Que en paz descanse

¡Dejá tu comentario!

IMPORTANTE: Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de las sanciones legales que correspondan. Si un usuario incluye en sus mensajes algún comentario inapropiado, el mismo será eliminado.